El destacado escritor Iosi Havilio coordinó el sábado 12 el taller de mayo del ciclo Workshops de Letras 2018, organizado y producido por la Subsecretaría General de Cultura de San Isidro. El encuentro se realizó, como es habitual, en el Museo Casa Alfaro, Ituzaingó 557, en pleno casco histórico de San Isidro, de 14 a 17, y estuvo dirigido a los que tenían una novela en desarrollo, ya sea en un boceto o cerca del punto final.

Taller de novela en (de) construcción propuso un espacio de reflexión sobre el universo y los elementos que constituyen cada obra a partir de la exposición y lectura de fragmentos focalizando en las problemáticas particulares de cada proceso creativo. ¿La meta?, estimular la creatividad para explorar esos universos narrativos en desarrollo, del texto al imaginario, y del imaginario al texto.

“La escritura es apenas una herramienta. Como el pincel, el oleo y la tela. Como el piano. Como un par de zapatos. Los cálculos o la arcilla. Los recursos no son un a priori, sino que uno los va recogiendo a medida que explora. Cada cual entrará en ese universo desde su lugar, con su bagaje, consciente y no, real e imaginario, pero si en un libro la figura del escritor es demasiado visible ese mundo se diluye y el texto se vuelve un instructivo”, dijo alguna vez Iosi, que traslado esos conceptos al taller.

Citas de The Nature of Fun, de Foster Wallace, Novela y Rebeldía, de Albert Camus, y de El árbol de Sassure: Una utopía, de Héctor Libertella, formaron parte del encuentro, en el que Iosi aseguró que “escribir es inventar un Pueblo, habitar el imaginario, un intento de simbolizar lo real a través de la escritura”.

Para los participantes, el desafío fue la producción de un texto in situ. Todos se animaron, leyeron en voz alta y recibieron la devolución del autor de Opendoor (2006), Estocolmo (2010), Paraísos (2012), La serenidad (2014) y Pequeña Flor (2015), que el año pasado también coordinó un taller dentro del mismo ciclo. Antes, al inicio de la actividad, dibujaron lo primero que se les pasó por la mente y luego lo interpretaron. Un dispositivo para despertar la creatividad.

La ingeniera agrónoma Diana Simonetti, ya jubilada, está ilusionada con escribir cuentos. “La posibilidad de trabajar con Iosi me pareció fantástica. Lo he leído y su estilo me atrapó. Me gustó su estilo descontracturado, con el que derrumbó los preconceptos que solemos llevar dentro cuando nos ponemos en la piel de escritor. Los ejercicios de creatividad que nos ofreció realmente nos llevaron a producir textos muy espontáneos”, dijo la vecina de Acassuso.

Autor de sus guiones de televisión y teatro, el actor Fabio Alberti, vecino de San Isidro, también fue de la partida. “Se trabajó muy bien. Un taller dinámico, divertido y enriquecedor, en el que se aprovechó muy bien el tiempo. Tengo muchas piezas escritas, que voy abandonando y retomando, pero me anoté porque estaba un poco trabajo con el proyecto de western. Resultó un gran disparador, además, el lugar es hermoso, súper recomendable”, aseguró Alberti.

Como en cada encuentro, una mesa con cosas ricas, incluida en el costo del taller ($300), sirvió para hacer un alto en la escritura.

Ahora, tras los talleres de Virginia Cosin, Laura Wittner e Iosi Havilio, el 9 de junio será el turno del uruguayo Daniel Umpi, escritor, músico y artista plástico, que tomará al melodrama como eje de su propuesta creativa.

+ La inscripción, con cupo limitado, en workshops@sanisidro.gov.ar